Trabajadores municipales de Salud recibieron capacitación en primeros auxilios y RCP

Se realizó en el Centro Municipal de Salud N° 1 y abarcó a todo el personal que se desempeña en dicho establecimiento, con el objetivo de brindarles herramientas que les permitan dar respuestas ante situaciones de emergencia que puedan darse en la cotidianeidad.

En un trabajo conjunto entre las Secretarías de Salud y Gestión Ciudadana, personal de Defensa Civil Municipal brindó una capacitación de primeros auxilios básicos, RCP y utilización del desfibrilador externo automático, al personal del Centro Municipal de Salud N° 1 «Vicente Ferrer».

La misma estuvo dirigida a todos aquellos que se desempeñan en dicho establecimiento, es decir, trabajadores administrativos y de recepción como de maestranza, enfermeros y médicos.

Al respecto, el director de Defensa Civil, Sebastián Águila, señaló que “el intendente Martín Perez solicitó que se fortalezca al personal municipal en conocimientos y recursos que hacen a su seguridad y a la del vecino”, y añadió que “se abordaron situaciones cotidianas que pueden darse dentro del Centro de Salud, cuando el personal está atendiendo, o bien, cuando el vecino está a la espera de un turno”.

En este sentido, remarcó la importancia de que “todos y todas sepan estas maniobras, y no sólo el personal médico, para poder dar respuestas ante una situación de emergencia tanto dentro del Centro como fuera”.

Águila destacó que “todos los Centros Municipales de Salud cuentan con un DEA (desfibrilador externo automático)” el cual puede ser utilizado por cualquier persona, con una mínima capacitación. “Entendiendo en qué momento debemos usarlo, el DEA puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte de una persona”, agregó.

Por su parte, la coordinadora de los Centros Municipales de Salud, Sandra Rojas, valoró la importancia que tiene capacitar de manera constante a todo el personal de los Centros de Salud ya que, “si bien son entrenamientos simples, al momento de actuar muchas veces los olvidamos. Por ello, siempre es bueno practicarlos, aunque sea reiterativo, para ayudar al otro en cualquier evento que pudiera suceder en el consultorio o en la sala de espera”.

En tanto manifestó que, “estas capacitaciones tienen como objetivos salvaguardar la vida y evitar el daño secundario tanto físico como psicológico», y enfatizó que «el conocimiento está dirigido a soslayar el daño adverso y conocer las condiciones concretas para resolver el cuadro de emergencia del paciente que lo necesite».

También te podría gustar...