(AUDIO) Dos fueguinos campeones, en un torneo internacional de Futsal FIFA

La Selección Argentina, que dirige el técnico Diego Giustozzi, logró el título en Tailandia con los fueguinos Pablo “Conejo” Vidal y Constantino “Kiki” Vaporaki en sus filas. El pivot de Rio Grande fue vital anotando el 2-1 agónico a falta de un minuto, derrotando al seleccionado local. Se recuerda que el año pasado Argentina fue campeón mundial. Vidal habló con AIRE LIBRE FM.

El futsal sigue viviendo una época dorada tras la llegada de Diego Giustozzi al banco de suplentes y siendo protagonista en cada certamen que disputa. En esta oportunidad viajó con un mix de jugadores que se desempeñan en Europa y Sudamérica para disputar la Intercontinental Thailandia Five Cup junto a Kazajistán, Tailandia y Mozambique.
Dentro de la nómina estaban los fueguinos Constantino Vaporaki y Pablo Vidal, ambos coronados en lo más alto en la reciente Liga Sudamericana: Sur.
Todo inició el viernes con el debut ante los kazajos como en el primer partido de la Copa Mundial FIFA Colombia 2016 -en aquel momento victoria 1-0 con gol de Alamiro Vaporaki- marcando tablas 0-0 en un duelo que pudo decantarse en el complemento para los argentinos.
Con este resultado iba a depender el futuro en el certamen de lo que suceda ante Mozambique, rival inferior, al que se lo goleó por 9-1 con un doblete de “Kiki” para descansar el lunes y avizorar el enfrentamiento decisivo con Tailandia, publicó “El Diario del Fin del Mundo”.
A las 9:30 (hora argentina) fue el horario indicado para salir al Arena Bangkok donde una multitud alentaba por los dueños de casa para obtener un triunfo histórico ante la albiceleste campeona del mundo. Pero los de Giustozzi estaban directamente enfocados en sacar los puntos de la victoria para erigirse como campeones ya que con ganar les alcanzaba para coronarse por diferencia de goles.
Sebastián Corso abrió la cuenta en la etapa inicial con una volea inatajable hasta que una expulsión a Nico Sarmiento, el mejor arquero en Colombia 2016, cambió los planes.
Jugador menos en cancha, los asiáticos que aprietan el acelerador y consiguen la igualdad con un remate lejano que se le escapa a Mosenson.
A partir de allí ambos pusieron arquero-jugador buscando el desnivel, Argentina defendió mejor el 5 vs 4 y supo asestar el golpe final cuando la igualdad parecía cosa juzgada.
Desborde por la izquierda centro raso al segundo poste y Pablo Vidal estaba allí para empujarla, a un minuto del cierre, desatando la locura del banco de suplentes y todo el plantel que seguía el cotejo con dramatismo.
No hubo tiempo para más. Argentina, con dos fueguinos, se coronó campeón.




(AUDIO) Aire Libre 963:

También te podría gustar...

error: El contenido esta protegido Aire Libre 96.3 !!