Indignación por el nuevo robo cometido en el colegio CPET

Este fin de semana se produjo un nuevo robo en las instalaciones del colegio secundario técnico de Río Grande, CPET. Es el octavo robo en los últimos tres años. Esta vez sustrajeron máquinas, muchas herramientas de mano, las cámaras de seguridad y hasta los tres módem donde almacenan la información de esas cámaras. Es decir, los ladrones conocían el lugar. AIRE LIBRE FM entrevistó al docente Carlos Balbo, jefe del Taller.

El profesor Carlos Balbo indicó que “esta mañana (lunes), ingresamos a las 7:30 y confirmamos este robo, entraron a varias dependencias del colegio. Es indudable que estos ladrones conocían muy bien este lugar”, agregando que “varias veces nos robaron, ahora nos rompieron puertas, revolvieron todo y provocaron destrozos en computadoras, máquinas. Además, robaron muchas cosas, herramientas de mano, maquinarias… estamos muy mal, muy indignados, pero seguiremos adelante”, dijo el docente, graficando su estado de animo.

Luego brindó un dato curioso: “Habíamos colocado cámaras de seguridad, que hoy fueron robadas, al igual que los tres módem donde se almacenaba la información de lo que captaba esas cámaras”.
Es decir, que los ladrones sabían perfectamente dónde estaban esos elementos de seguridad.

Balbo agregó en la entrevista con el programa Entre Mate y Mate que también sustrajeron el disco rígido de su computadora, pero también “rompieron mi CPU, y el monitor“, insistió que “no tengo dudas que conocían el lugar, y estas personas también rompieron muchas cosas que estaban en su camino”.
Por el momento no hay un listado oficial de lo robado, pero el entrevistado dijo que entre otras cosas “había taladros, amoladoras”, y le pidió a la comunidad “que no compre estas cosas que ahora saldrán a la venta, porque son robadas”.

Pese al desorden interno en gran parte de las oficinas, este lunes no se suspendieron las clases de este colegio ubicado en Perito Moreno y Belgrano.

En otro párrafo, agregó Balbo que el edificio donde funciona el CPET “es vulnerable porque tiene muchas ventanas y puertas, además de puertas de emergencia, y no tiene alarma”. Cabe aclarar que hace un par de años este colegio ya no cuenta con sereno.
Se trata del octavo robo en los últimos tres años.
“Es un colegio muy grande, con unos mil alumnos y veo que nadie hace nada para mejorar esta situación. Por ese motivo estoy muy enojado e indignado”, concluyó.


También te podría gustar...